Actualizado el

VALENCIA ADICCIONES ®

2013/03/03

LUDOPATÍA

La ludopatía en Valencia


La ludopatía en Valencia, el juego problemático o la adicción al juego, es un impulso irreprimible de necesitar jugar  a pesar de ser consciente de sus consecuencias y del deseo de detenerlo o disminuirlo, sin conseguirlo. Se considera un trastorno del control de los impulsos. El juego patológico se clasifica en el DSM-IV en el apartado "trastornos del control de los impulsos", que también incluyen la cleptomanía, piromanía y tricotilomanía, en los que estaría implicada la impulsividad, pero no presenta comorbilidad con dichos trastornos. Si bien el sistema DSM (III, III-R y IV) y la CIE-10 se incluye este trastorno entre las alteraciones debidas a un bajo control de los impulsos, lo cierto es que los criterios diagnósticos operativos del DSM tienen exactamente el mismo diseño que el de las adicciones a sustancias, lo que muestra la concepción subyacente para la enfermedad en ese sistema: se trata de un problema adictivo "sin sustancia" incluido en un apartado que no es el suyo.




LUDOPATIA VALENCIA TRATAMIENTO
LUDOPATIA VALENCIA TRATAMIENTO





Consecuencias de la adicción al juego o ludopatía


La ludopatía es un trastorno de la personalidad que se caracteriza fundamentalmente porque existe cierta dificultad para controlar los impulsos, y que en cierto sentido, tiende a manifestarse en practicar de manera compulsiva uno o más juegos de azar. Puede afectar a la vida diaria de la persona que se ve atrapada por esta adicción, de tal forma que la familia, la alimentación o incluso el sexo pasan a ser algo totalmente secundario. Por todo ello, no se debe de confundir la ludopatía con un vicio, ya que en estos casos nos encontramos ante una grave enfermedad crónica, una adicción. En Estados Unidos, hay más de 7 millones de personas adictas al juego y lo que es peor, 1 de cada 5 ludópatas, intenta suicidarse. 

Jugadora compulsiva con Ludopatía


Resultan de interés los testimonios de mujeres ludópatas, como es el caso de Alissa, una universitaria de 24 años que está destrozando su vida y la de su entorno con el juego. Alissa es una jugadora compulsiva y en los últimos años ha perdido más de 30.000 dólares. Ha utilizado las tarjetas de crédito de sus padres para abrir cuentas y jugar a las tragaperras online y les robó más de 5.000 dólares en cheques. Su padre ha cubierto casi todas sus deudas. Ella no cree que tenga una adicción pero su familia sí e intentan convencerla para que se ponga en tratamiento. Te presentamos su historia y la intervención para solucionar sus problemas. Nos encontramos con un final inesperado. Alissa se niega a la intervención. "El juego me hace sentir viva".



Test de ludopatía

Si necesitas saber si tu forma de jugar, o la de un familiar, reune criterios de juego problemático o ludopatía puedes realizar este test de ludopatía. Aunque es un cuestionario de autoevaluación, sus resultados deben ser interpretados por psicólogos especialistas en adicciones para darles caracter diagnóstico.






Ayuda ludópata Valencia
Ayuda ludópata Valencia





Tratamiento ludopatía Valencia. Dejar las apuestas deportivas en Valencia. Ayuda ludópata Valencia. Adicción al juego tratamiento en Valencia. Juego y Cocaína. Dejar el juego y la ludopatía en Valencia.

2013/02/26

ANTES DE SER HUMANOS

Las drogas o sustancias que alteran el estado de la mente existen desde hace millones de años. Los humanos y otros muchos animales las consumen para aliviar el dolor o provocar un momento de placer.¿Es la fina frontera entre el uso recreativo y el uso terapéutico de las drogas la causante del tabú que recae sobre estas? El psicofarmacólogo David Nutt nos habla en este capítulo de Redes sobre la adicción y de algunas de las drogas legales más dañinas con las que convivimos en la actualidad. "Consumíamos drogas mucho antes de ser humanos" Mike Jay. Fuente: rtve







Efectos de la cocaina | IVATAD Valencia Adicciones | Al volante consumo cero | Dejar la cocaina | Psicologo especialista en drogas y adicciones en Valencia | Dejar la cocaina sin ayuda | Tratamientos de adicciones gratuitos | Publisher IVATAD Valencia Adicciones | Author Valencia Adicciones Ivatad | Centro de Psicología y adicciones en Valencia | Tratamiento de alcoholismo en Valencia |


2013/02/23

BINGE DRINKING

Binge Drinking (consumo excesivo de alcohol o consumo episódico intenso) es el epíteto moderno asignado al consumo de bebidas alcohólicas con el objetivo principal de obtener un estado de embriaguez por "atracón" de alcohol en un corto período de tiempo. Es una especie de forma de beber con un propósito determinado que es muy popular en varios países todo el mundo, y se solapa un poco con el concepto del consumo social de alcohol, ya que se hace a menudo en grupos. El grado de intoxicación, sin embargo, varía entre y dentro de las diversas culturas que se dedican a esta práctica. Un atracón de alcohol puede ocurrir en horas o durar hasta varios días. Debido a los efectos a largo plazo del abuso de alcohol, el consumo excesivo de alcohol o binge drinking es considerado como un importante problema de salud pública.


Binge drinking or heavy episodic drinking is the modern epithet for drinking alcoholic beverages with the primary intention of becoming intoxicated by heavy consumption of alcohol over a short period of time. It is a kind of purposeful drinking style that is popular in several countries worldwide, and overlaps somewhat with social drinking since it is often done in groups. The degree of intoxication, however, varies between and within various cultures that engage in this practice. A binge on alcohol can occur over hours or last up to several days. Due to the long-term effects of alcohol misuse, binge drinking is considered to be a major public health issue.

Bien, pues dicho esto queremos trasladar algún artículo de opinión sobre el impacto e interpretación de este fenómeno, cada vez más frecuente en España y que parece, segun el NIDA, que va decreciendo en otros paises ...



BINGE DRINKING EN EEUU


BINGE DRINKING EN ESPAÑA


Cómo se ve en el Reino Unido ... ? Os traemos un artículo de opinión en el blog de una consumidora:

"A menudo encontramos informaciones como "Los adolescentes británicos campeones del consumo excesivo de alcohol de Europa" o "La violencia del juerguista por consumo intensivo de alcohol se eleva en un 300% en tan sólo siete años" y "El Binge drinking aumenta los casos epidémicos relacionados con el alcohol como muestran los ingresos por Accidentes y Emergencias"

Pero ¿es esta "cultura de borrachera" sólo un fenómeno conformado por los medios de comunicación, o un problema creciente en la sociedad? ¿Y, de quién es la culpa? El Binge Drinking- para una mujer de tamaño medio como yo se define como "beber más de seis unidades de alcohol, equivalente a dos vasos grandes de vino, en menos de 3 horas" Ahora puede que me equivoque, pero yo diría que el 80% de las mujeres que conozco hacen esto cada fin de semana - incluyéndome a mí! 2 vasos de vino - apenas lo suficiente como para emborracharse todavía está clasificado como peligroso para ti y los que te rodean.

Desde una temprana edad, en cada celebración grande que he visto el consumo de vino era usual y todos se diviertían sin ninguna queja. Pero ahora, gracias a los medios de comunicación se centran de forma tan intensa que parece que tomar dos vasos de vino convierte a las mujeres en "ladettes" (actitud atribuida a mujeres que fuman, beben y miran el futbol como estereotipo masaculino) y que Dios prohiba que los hombres que tomen tres pintas empiezen peleas idiotas. Innumerables cosas son al parecer los culpables de causar esta "Nación Binge Drinking" -  como bares y tiendas que ofrecen alcohol barato y las leyes de concesión de licencias 24 horas saldrá en la parte superior de esa lista.

Nosotros (y por nosotros, me refiero a los medios de comunicación y la cultura de la culpa en que vivimos) parecen haber olvidado que las personas son capaces de ejercer el autocontrol. Si quiero salir a tomar unas copas, puedo. Pero en esas noches que decido salir y emborracharme - sé exactamente lo que estoy haciendo. Es por eso que ves a esas personas haciendo coincidir en linea los "chupitos" en el bar al comienzo de su noche, porque quieren emborracharse.


Emborracharse es una decisión consciente - que tenemos la capacidad de decir sí o no cuando se ofrece una copa, pero los medios de comunicación nos retrata como jóvenes descerebrados que no son capaces de cuidar de nosotros mismos.

2013/02/10

CENTRO DE DESINTOXICACION

Ivatad Valencia Adicciones es un centro sanitario privado de desintoxicación y psicología especializado en el tratamiento de las adicciones ubicado en Valencia. El mejor centro de desintoxicación en Valencia con carácter ambulatorio. En Adicciones Valencia somos centro colaborador de otras clínicas de desintoxicación. Esto quiere decir que ofrecemos continuidad del tratamiento de adicciones en Valencia, a pacientes que inician tratamiento en regimen hospitalario en otras ciudades.
Esta etapa de seguimiento resulta fundamental y estrictamente necesaria de cara a conseguir los objetivos inicialmente planteados. Poder desarrollar un nuevo estilo de vida saludable donde el consumo de alcohol o drogas, no aparezcan de nuevo bajo ningún concepto. Hay que tener en cuenta que este seguimiento requiere en torno a dos años de duración. La tendencia de estas patologías es volver a expresar su sintomatología. Esto es debido al carácter crónico y recidivante de las mismas, de forma que el tratamiento requerirá de un amplio desarrollo en el tiempo.





CENTRO DE DESINTOXICACION VALENCIA ADICCIONES
CENTRO DE DESINTOXICACION



Publisher IVATAD Valencia Adicciones
Author IVATAD Valencia Adicciones


2013/02/08

ANALGESICOS Y ADICCIONES

Adicción a los analgésicos opioides


Las sobredosis de analgésicos derivados del opio causan cada año 15.000 muertes en EEUU, tres veces más que la cocaína, heroína y todo el resto de drogas ilegales juntas. Son unas cifras alarmantes sobre un fenómeno que el Departamento de Salud califica de “epidemia”. Se trata en su mayoría de narcóticos y derivados del opio que provocan fuerte adicción como la oxicodona y la metadona, responsable esta última de un 30% de las muertes causadas por analgésicos, según datos del Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC). 

Alcohol, drogas y analgésicos


“Tenía un problema de alcoholismo. Cada día bebía más hasta que un amigo me recomendó que tomase oxicodona, porque eso me ayudaría a dejar el alcohol”, explicó Ryan Donnelly, de 29 años y exadicto a la oxicodona, un fuerte analgésico derivado del opio. “Entonces, de la noche a la mañana, dejé de beber, pero me pasé a la oxicodona. Falsificaba recetas médicas, iba a la farmacia y me vendían la medicina, así durante mucho tiempo”, recordó Donnelly, quien ahora lleva ya cuatro años ‘limpio’, vuelve a trabajar y vive en Nueva Jersey junto a su mujer y su hijo.


ADICCIONES Y ANALGESICOS VALENCIA
ADICCIONES Y ANALGESICOS


Sin embargo, no todos los adictos corren la misma suerte que Donnelly. Jaclyn Kinkade, una joven de 23 años residente en Inglis (Florida), secretaria en una consulta médica y modelo ocasional, murió el 4 de julio de 2010 tras un largo período de adicción a los analgésicos. La autopsia encontró en su cuerpo tres tipos de drogas, dos de ellas vendidas legalmente: oxicodona y metadona. También encontraron pequeñas cantidades de metanfetamina.

Sobredosis de opiáceos


En 2010, el último año del que se dispone de datos, el “envenenamiento involuntario” fue la primera causa de muertes accidentales en todas las franjas de edad comprendidas entre los 25 y los 64 años, y la tercera causa en los jóvenes y adolescentes de entre 15 y 24 años. “Todo esto tiene sus raíces en los años ochenta, cuando hubo una tendencia en EEUU por la que muchos doctores empezaron a defender que había que luchar contra los dolores crónicos de manera más agresiva”, explicó el médico de CDC y experto en medicina preventiva Len Paulozzi. “Por ello, se empezaron a recomendar analgésicos potentes como estos narcóticos para que pudiesen reducir el dolor y, en los noventa, los derivados del opio empezaron a generalizarse”, remachó Paulozzi, quien ha dirigido varios estudios sobre el abuso de analgésicos.

“Entonces se creía que el riesgo de adicción era bajo y, de hecho, algunas investigaciones de la época así lo demostraban, por lo que se comenzó a recetar opio y derivados para dolencias tan comunes como el dolor de espalda”, aseguró el médico.



METHADONE OVERDOSES
METHADONE OVERDOSES


Según un estudio de la consultoría de Servicios de Necesidades Especiales de Washington, en 2010 se recetaron de media dos narcóticos a cada adulto cubierto por el programa público de asistencia médica Medicaid, que cubre a las capas de población con menos recursos. Además, el estudio observó un incremento del 37% en la expedición de recetas de oxicodona en hasta 14 estados entre 2007 y 2010. “Yo era un chico normal, de una familia de clase media, y con un buen trabajo en la armada de EEUU Pasé por una mala época, me quedé sin trabajo y caí en las drogas. En las drogas legales”, reconoció Donnelly, quien, sin embargo, lanzó un mensaje de esperanza: “son fármacos muy potentes, pero con voluntad y ayuda de los demás, se pueden dejar, como hice yo”.

La adicción física y psicológica de los analgésicos


“Existe un fenómeno que explica la dependencia psicológica de los analgésicos”, matizó el doctor David Sack, director médico del centro de rehabilitación de drogas y alcohol Promises, en California. “Cuando una persona siente dolor, toma un medicamento y se siente mejor. Cuando vuelve a sentir dolor, vuelve a tomar el medicamento. Eso es lo habitual”. “Sin embargo, hay quien, tras tomar la medicina piensa 'ahora me siento mejor de lo que jamás me he sentido' y experimenta efectos positivos en su estado de ánimo, por lo que sigue tomándola aunque ya no sienta dolor”, concluyó el doctor. Con el doctor Sack coincidió el doctor Paulozzi, quien añadió que alguien que padezca, por ejemplo, depresión, tiene mucho mayor riesgo de caer en el abuso que alguien que no la padezca y recordó que no se trata de un problema que derive de los analgésicos leves como la aspirina o el paracetamol, sino de los analgésicos potentes como la metadona, la oxicodona o los opioides.