Actualizado el

VALENCIA ADICCIONES ®: diciembre 2014

27 diciembre 2014

CULPA O INOCENCIA

San Salvador, 13 Dic de 2014: 

Atraídos por sensaciones nuevas que les hagan olvidar la realidad, muchos jóvenes salvadoreños caen en la tentación de la primera vez. El efecto pasa, y la necesidad de volver a soñar es ahora más apremiante que al principio. La inocencia les vuelve culpables.

Sentimientos de depresión y la curiosidad por probar algo nuevo han hecho que el 20% de los niños salvadoreños que vivieron la guerra (1979 - 1992), que tenían entonces entre nueve y diez años, sean hoy jóvenes narcodependientes.

Buscan, en la inconsciencia de la primera vez, una salida a sus problemas, sin saber que saludar al "crack" supone una despedida forzosa. Diez segundos después de fumar la primera "piedra" se alteran las sensaciones del sistema nervioso central y se produce un vertiginoso efecto de alucinación que se evapora a los diez o quince minutos, provocando un decaimiento mucho mayor al que motivó la primera dosis.

mara drogas crack el salvador
Edgar Bolaños y sus amigos
La necesidad de reemplazar sus angustias y miedos por nuevas ilusiones se transforma en una dependencia física y psicológica que no entiende de moral ni de obligaciones. Muchos adictos dejan de volver a casa y se alojan en moteles o en las champas de San Miguelito, para fumar sin descanso durante seis o siete días hasta que sienten un dolor tan agudo en el pecho que asumen el seguir "aspirando" como un suicidio.

El título de compradores líderes lo pierden cuando se termina la última moneda, y entonces son rechazados por quienes les metieron a empujones en ese mundo. "Cuando ya no tienes más dinero no sirves para los que venden, te apartan y tu autoestima se cae al suelo", confiesa Iván, adicto al "crack" desde hace un año.

Vuelven a sus casas y encuentran un agujero afectivo mucho más hondo que cuando se marcharon. Persiguen en vano el apoyo de unos padres que les dan por perdidos al haberse convertido en pandilleros, violentos y ladrones en su propia casa. No es casual el impacto de las "Maras" en la sociedad Salvadoreña.

salvatrucha cocaina crack drogas adicciones san salvador
El Salvador
Para algunos, es difícil encontrar la salida y continúan adictos a una droga que ha perdido el efecto. Fumar "crack" ya no tiene atractivo, porque resulta demasiado efímero y mezclan la "piedra" con jugo de limón o vinagre para volver la droga a un estado ácido y, así, poder consumir la dosis por vía intravenosa. Las borrosas visiones se alargan unos cuantos minutos más, pero la adicción no les deja que ver que su enfermedad ha llegado a un estado crítico.

Cáncer social

Los narcodependientes son víctimas del terror callejero, la corrupción y la pobreza. Los adictos se hacen agresores y sus acciones generan el miedo social propicio para la aparición de nuevas víctimas.

La manida premisa de que "la violencia genera más violencia" no ha quedado obsoleta, sino que se ha convertido en un patrón social, según muestran las últimas ventanas epidemiológicas de FUNDASALVA.

Los estudios realizados a los largo de 1998 confirmaron que la violencia y las drogas están estrechamente vinculadas. Se analizaron las causas de los ingresos hospitalarios y se comprobó que el 50% de los agredidos, el 14% de los que sufrieron accidentes caseros y el 11% de los accidentados en carretera sufrían los efectos del alcohol y de otras drogas.

Tales estimulantes fueron la causa del 10% de casos por sobredosis y del 3% de los suicidios que se dieron en el país. Escalofriantes cifras que costaron al Ministerio de Salud, hasta agosto de 1998, un gasto de 37 millones de colones.

shy boy drogas adicciones el salvador narcotrafico
Shy Boy
Mientras las arcas del Gobierno combaten los destrozos que el tráfico de drogas ocasiona en la población, los vendedores clandestinos siguen con el objetivo de facilitar la compra a sus clientes. Los motoristas, tanto privados como públicos, no necesitan salir del vehículo para conseguir la droga, ya que las mismas terminales de buses son núcleos claves de tráfico, una manera más de distribuir mercancía menuda por todo el territorio.

Según Mateu Llort, jefe de la Unidad Antidoping, los índices de positividad en los motoristas han aumentado en los últimos cuatro años. En 1996 oscilaban el 9%, y las principales drogas de consumo eran el alcohol, la marihuana y, en tercer lugar, la cocaína. En 1997, la positividad ascendió a un 23%, y aunque el alcohol seguía siendo el preferido de los adictos, el consumo de marihuana y cocaína se había equiparado. Los índices llegaron al 30% en 1998, y la tendencia a fumar "crack", como un derivado de la coca, relegó a la marihuana a la tercera posición. "El 80% de los accidentes han sido a causa de la droga o el alcohol. Encontramos a motoristas con nueve mil nanogramos de cocaína en su cuerpo", afirma Mateu Llort.

... leer más aquí

Salvadorean Childrens




Publisher por Valencia Adicciones Ivatad
ivatad Author por Valencia Adicciones 
VALENCIA ADICCIONES ®, Actualizado en: 13:27

17 diciembre 2014

LA CLAVE, LA PERSONA

Informar sobre los riesgos del consumo de drogas, alertar sobre los peligros de su consumo abusivo o cuestionar sus supuestos beneficios han sido hasta ahora los ejes más recurrentes de la comunicación de las campañas de la FAD en las dos últimas décadas. Sin embargo, con la campaña que hoy se presenta la FAD apuesta claramente por una nueva línea de comunicación en la que las personas son la clave para reducir dichos consumos y su impacto.


La FAD plantea ahora trabajar básicamente con los sujetos. En palabras del director general de la FAD, Ignacio Calderón, “sabemos que existen muchos riesgos en el consumo de drogas, pero la FAD entiende que la mejor forma de enfrentar y paliar esos peligros ahora es dejar de insistir sobre los riesgos, sobradamente conocidos, y tratar de reforzar la capacidad personal para enfrentarse a ellos”.

fad drogas campaña adicciones

“Después de 25 años sabemos que la clave es trabajar con las personas”


De hecho, la FAD ha defendido desde hace años la necesidad de analizar y enfrentarse a los consumos de drogas no como un fenómeno aislado, sino como una conducta de riesgo social cuyas raíces (su sintonía con los valores imperantes, su funcionalidad, su potencialidad identitaria, etc) son en gran medida comunes a otras conductas de riesgo social.

Por eso, y para seguir avanzando en la prevención de los consumos, FAD ya no puede ocuparse sólo de las drogas, ni preocuparse sólo por los problemas. La FAD tiene que contemplar todos  los elementos  (contexto cultural, valores, estilos de vida, identidades, hábitos, necesidades, aspiraciones, proyecto vital) en los que los consumos aparecen, a veces marginalmente y en ocasiones vinculados de manera decisiva.

No se trata de que FAD plantee un cambio de objetivos, sino de una adaptación estratégica para mantener las finalidades habituales. Y esta adaptación se concreta en CUATRO claves básicas.

1.     Trabajo centrado específicamente en adolescentes y jóvenes.
2.    Análisis de la realidad juvenil desde todos los prismas.
3.    Prevención de riesgos, tanto de consumos de drogas como otros.
4.    Desarrollo integral de la persona a través de estrategias fundamentalmente basadas en la educación en valores.

Como afirma el director general de la FAD, Ignacio Calderón: “Para poder ser más eficaces es necesario asumir que, tras décadas de campañas informativas, los consumidores conocen los riesgos que implica el consumo de drogas, pero éstos se ven matizados por las expectativas de beneficios, por imaginarios que pudieran parecer. De hecho, según las investigaciones de la FAD, el mayor riesgo que los jóvenes temen en relación con el consumo de drogas es el riesgo de exclusión; y ese riesgo se deriva no de consumir sino de no hacerlo”.

Es decir, al margen de los diferentes problemas que pueden generar los consumos de drogas, las estrategias preventivas deben tener en cuenta que existen determinados aspectos de funcionalidad y utilidad para quienes realizan dichos consumos. Por tanto, una estrategia de enfrentamiento que parecería adecuada sería la prevención inespecífica, no dirigida en exclusiva a enfrentar el consumo de drogas sino a la promoción de conductas, actitudes y valores que contribuyan a la construcción de personas capaces de gestionar su realidad y a la generación de estilos de vida positivos. En definitiva, educación. Educación "en valores" desde la etapa infantil –otra apuesta de la FAD- para dotar de herramientas y recursos personales a adolescentes y jóvenes que les permita enfrentarse al consumo -y otras conductas de riesgo- de la forma más eficaz.

 “LA CLAVE, LA PERSONA”, EL SLOGAN
La campaña utiliza algunas de las imágenes más emblemáticas de las campañas de la FAD: el gusano entrando por la nariz, el lema “Engánchate a la vida” o el comecocos, entre otras. De esta forma se realiza un recorrido visual por la historia de las campañas de la FAD que son recordadas y/o reconocidas por más de un 90% de la población española de 15 a 65 años.
Entre las imágenes alusivas de las campañas, se intercala el mensaje: “Explicamos sus peligros. Intentamos que no se consumieran. Después de 25 años sabemos que la clave es trabajar con las personas”

El concepto creativo de la campaña, plasmado en un spot para TV, una cuña de radio y una gráfica para prensa y publicidad exterior, ha sido desarrollado por la agencia Publicis, que desde enero de 2015 trabajará de forma desinteresada en las campañas de la FAD.
La música ha sido cedida de manera desinteresada por el DJ, Cristian Varela, quien elaboró el tema también de manera altruista para la campaña de la FAD y el PNsD “Música Dance para que tú no la bailes”.

La campaña permanecerá activa al menos 3 meses, siendo difundida de forma gratuita por la gran mayoría de los medios de comunicación españoles de ámbito nacional, autonómico y local, a quienes la FAD quiere agradecer su colaboración sin la cual sería imposible el desarrollo de este tipo de iniciativas.


fuente: www.fad.es


Publisher por Valencia Adicciones Ivatad
ivatad Author por Valencia Adicciones 

VALENCIA ADICCIONES ®, Actualizado en: 13:07

06 diciembre 2014

LA ULTIMA POSADA

Por IVATAD Valencia Adicciones | E-HOUSE en Nørrebro (DK) es un hogar para personas con un perfil de abuso en activo de alcohol. Aquí en Thorsgade estas personas pueden obtener un poco de ayuda en algo cotidiano y a tan menudo confuso como es esta enfermedad, junto con los problemas físicos y psicológicos que el abuso de alcohol trae a largo plazo, desarrollando dependencia (alcoholismo) fundamentalmente.


alcoholismo adicciones reduccion de daños
e-house 1

e-house 2
e-house 2


"Los residentes son pobres cuando se mudan aquí y suelen haber pasado por muchas pruebas de tratamiento", explica el trabajador social Maren Kiørboe, que ha estado trabajando aqui durante los últimos cinco años. "Así que ellos están dispuestos a llegar a un lugar en el que forman parte de una comunidad. Nuestro propósito es estabilizar su abuso o dependencia, por lo que no beben de manera "ineficiente" y pueden funcionar mejor en su vida cotidiana ". Estas "políticas" de actuación son conocidas como de "reducción de daños".

e-house 3
e-house 3


El hogar cercano a la ciudad de Copenhague tiene capacidad para 48 residentes. Cada residente tiene habitación individual y posibilidad de contacto con el exterior. Los usuarios pueden entrar y salir, suelen tener amigos y visitas de familiares. Además el personal del centro ofrece regularmente asistencia médica, fisioterapeutica, dentista y consejería."Muchos de ellos sin embargo no tienen familia, por lo que se adhieren a los residentes de una manera completamente diferente. Usted es recibido desde muy lejos con humor cuando viene aquí ", dice Susan Vang Lund, que ha sido empleada en E-house como socio ayudante desde el comienzo de la dirección original de la antigua ciudad en 2001.

Las actividades sociales y celebraciones tienen lugar en el centro de acogida del segundo piso. Aquí están la mesa del comedor, la mesa de billar, una zona de estar y una terraza al aire libre más grande, donde un puñado de residentes pueden de día sentarse y disfrutar de hablar entre ellos con una gran sonrisa."Tenemos partidos tan a menudo como podamos, y solemos jugar al bingo dos veces por semana. Aquí usted gana cigarrillos como premio. "Se encuentran en muy alta demanda los domingos por la tarde cuando se han agotado ", dice Susan. También damos pequeñas excursiones por fuera de Langeliniehavnen o la cafetería Soars. Y cada año, tomamos también tres noches de vacaciones para los residentes. 

e-house 4
e-house 4

El acuerdo con el Banco de Alimentos ha dado a los residentes de las E-HOUSES una más variada gama de alimentos y contribuido positivamente al buen humor del hábitat. 

Recibimos entregas dos veces los lunes. Uno de alimentos básicos y otro con la fruta. Hoy hubo un residente que pidió cereales. Y es maravilloso que se le pueda decir “Sí, tenemos, porque hemos conseguido que viniera desde el coche hasta aquí!”. Esta labor es posible gracias al trabajo de muchos voluntarios que ofrecen desinteresadamente su labor para poder ayudar a este colectivo que devuelve con creces el trabajo desarrollado.

"The last inn" es un documento fotográfico impecable realizado por Casper Dalhoff

Si quieres visualizarlo completo en formato "presentación de diapositivas" sigue este enlace: 



Publisher por Valencia Adicciones Ivatad
ivatad Author por Valencia Adicciones 

VALENCIA ADICCIONES ALCOHOLISMO DEJAR LAS DROGAS PREVENCION DROGODEPENDENCIAS REDUCCION DE DAÑOS TRATAMIENTO PARA DEJAR LA COCAINA EN VALENCIA PSICOLOGOS ESPECIALIZADOS AYUDA PSIQUIATRA PROBLEMAS MARIHUANA PRIMERA VISITA GRATIS ADICCIONES



VALENCIA ADICCIONES ®, Actualizado en: 12:05